Películas Elementales – Parte 2: El selenio en la pantalla

Películas Elementales – Parte 2: El selenio en la pantalla

Películas Elementales: Selenio en la pantalla

follow us in feedly

Por Diego M. Ruiz (@dimruiz)

Texto del hilo de #PelículasElementales

https://twitter.com/dimruiz/status/1280298183176982534

En Evolución (Evolution – Ivan Reitman, 2001) los héroes encabezados por Julianne Moore y David “Mulder” Duchovny descubre que pueden utilizar Selenio para envenenar a los organismos que amenazan el planeta.

Para eso se basan en la ordenación de la tabla periódica, argumentando que si el Arsénico es un veneno para nosotros (seres a base de carbono), el selenio lo será para esos seres a base de Silicio, debido a la separación que hay entre esos pares de elemento en la Tabla.

Por eso deciden usar cantidades enormes de shampú anticaspa para vencer a los enemigos evolucionados. Uno de los principios activos que contiene esos productos para la caspa es sulfuro de selenio al 1%.

No existe una relación real entre esos elementos separados como el movimiento de un caballo de ajedréz. Pero sí existen similitudes entre algunos de elementos representativos de la Tabla. Es una característica llamada “analogías en diagonal”, y se da entre algunos elementos.

Otra película es Star Wars – El despertar de la Fuerza (Star Wars: Ep. 7 The Force Awakens – J.J. Abrams, 2015). Allí, BB-8 el androide astromecánico, estrella de esta nueva trilogía, parece tener algo de selenio en su interior.

El villano Kylo Ren menciona que el androide que busca tiene una unidad de selenio. Es probable que al tratarse de una historia de galaxia muy lejana, hace mucho, mucho tiempo, se trate de otro material llamado con el mismo nombre.

Si bien no trabajó con unidades de selenio, el inventor australiano Henry Sutton utilizó una fotocélula de ese elemento selenio para “teléfano”, un precursor de la televisión electromecánica, que diseñó en 1887 para no perderse carreras de caballos en Melbourne.

Así que ya saben: Si tienen caspa, pueden ir al cine y pasarla mejor con estas pelis. O sino, también pueden irse a apostar a los burros en Melbourne. ¡Para Henry Sutton que lo mira por TV!

@dimruiz

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.