La Olvidada Anne

¿Quién no ha perdido algo alguna vez? ¿Quién no ha dejado atrás un paraguas en una estación de autobuses porque estaba pendiente del andén en el que paraba el vehículo? ¿Quién no ha perdido alguna vez un calcetín en ese portal dimensional que es la lavadora? ¿Dónde van a parar todos ellos?

Existe un lugar llamado Forgotten Lands, donde todos los objetos que alguna vez se han perdido o han sido olvidados llegan para empezar una nueva vida. Nada más llegar se encuentran confundidos y no saben qué les ha pasado. Solo saben que no están donde deberían. Afortunadamente, el Maestro Bonku ha ideado un sistema para que todos los Olvidos, pues así pasan a denominarse los objetos que allí llegan tengan un trabajo y, lo que es más importante, un propósito.

Este es el trasfondo argumental del juego creado por el estudio danés Throughline Games y distribuido por Square Enix a través de su programa «Collective». El primer pilar en el que se basa el juego es su estética de dibujo animado que recuerda al estilo del archifamoso Studio Ghibli, no en vano, las animaciones de todos los personajes han sido realizadas a mano, como en aquel otro genial indie llamado Teslagrad. Sin embargo, una vez pasada la presentación y comenzada ya la primera escena con la perspectiva lateral propia del juego, vemos unos escenarios 3D moviéndose con una maravillosa suavidad gracias al buen aprovechamiento del denostado por muchos motor gráfico Unity.

Cuando empezamos a manejar a Anne encontramos el primer problema: No se puede mover a nuestra heroína con la cruceta, sino solo con el joystick analógico. Quizá suene demasiado de la vieja escuela, pero para un juego que va a desarrollarse en 2D sigo pensando que la cruceta es lo mejor, y obligarnos a usar solo un control pensado principalmente para un juego con perspectiva diferente me parece un error. Aun así, Anne no se controla del todo mal. Tarda un poco en responder a los comandos y le cuesta comenzar a correr o subirse a los salientes. En este sentido, me recordó levemente al Prince of Persia de Jordan Mechner o a Another World, por lo que no me costó hacerme rápidamente con su manejo. Sin embargo, no nos exigirá tanto como aquellas joyas de hace 30 años. Qué viejuno acabo de sentirme..

Pronto nos encontramos el primer puzle, cuya resolución nos recompensará con unas alas que ayudarán a Anne a saltar más alto siempre que el Arca (el principal artilugio del juego) esté llena de Anima. ¿Y qué significan estos términos? El Arca es un dispositivo adherido a un guante que sirve para la absorber y transferir ánima. Anne puede usarlo además para la resolución de acertijos y rompecabezas a lo largo de su aventura. Y el Ánima es la energía que mueve todos los objetos de Forgotten Lands. He aquí el segundo pilar.

Ya tenemos lo básico. Ahora se nos explica que el Maestro Bonku es el mandamás de la zona y que nuestra protagonista es una chica conocida la «Ejecutora», a la que los Olvidos tratan con una mezcla de admiración y absoluto terror. El Maestro se encuentra en las últimas fases de la construcción del Puente del Éter, que será una máquina que devolverá a todos los que lo hayan ganado con su lealtad y trabajo duro al mundo de los seres humanos.

Tras salir del hogar de Anne experimentamos el último pilar de este videojuego: Las conversaciones y la elección de respuestas. Tampoco hay que pensar mucho, solo tenemos para elegir la respuesta amable y la desagradable. Esto nos hace adivinar rápidamente que nos encontramos ante una obra que va a dar muchísima importancia a la historia y los personajes. ¡Y justo después nos enteramos de que hay un grupo rebelde que quiere destruir el Puente del Éter!

¿Empezáis a ver cuál es la tónica del juego? Nos da algo bueno y al mismo tiempo algo que, si bien no es malo, baja bastante el listón.

La animación tiene mucho mérito y está muy conseguida. Existen elementos de profundidad que demuestran mucha originalidad y los escenarios se mueven con una suavidad digna de juegos con mucho más presupuesto.

Los puzles son numerosos pero sencillos en general, basándose principalmente en la apertura o cierre de dispositivos y el transporte de Ánima por conductos que nos abren puertas o activan interruptores. Existen unos pocos a mitad de juego que nos complican algo las cosas por introducir elementos de tiempo y otras molestias que dificultan el uso del Arca.

Las secciones de plataformas son escasas y no suelen durar mucho, limitándose a alguna persecución o a formar parte de algún puzle más grande. De hecho, ya casi al final del juego, nos encontramos con algunos de estos que involucran al propio escenario, reforzando la sensación de que el juego podía haberse aprovechado algo más.

En cuanto a la banda sonora compuesta por Peter Due e interpretada por la Orquesta Filarmónica de Dinamarca, no resulta especialmente memorable. Las composiciones acompañan bien como hilo musical, pero no me he detenido para escuchar la canción del momento salvo en las ocasiones en las que suena el tema principal y durante los primeros pasos de Anne en la fábrica. He tenido la sensación de que había un gran potencial, pero que ha sido desaprovechado. Si queréis escucharla, está disponible en Spotify y Apple Music.

Por lo que respecta a la construcción del personaje de Anne, estamos ante una protagonista con una personalidad hecha a medias. Nada más comenzar el juego comprobamos que los Olvidos profesan hacia ella o bien un temor casi reverencial en el caso del Inspector Magnum o verdadero terror, como la mayoría de los rebeldes. Prácticamente todos la llaman «Ejecutora», porque en su vida anterior al momento de inicio del juego, era el brazo armado de Bonku y no habían sido pocos los Olvidos que acabaron destilados con su Arca (las implicaciones de esto son bastante perturbadoras si se piensan un poco).

A partir del momento en el que tomamos el control de la chica y podemos elegir, vamos modelando con nuestras decisiones su personalidad, hasta el punto de que existe un trofeo/logro que se consigue al no destilar a ningún olvido durante toda la aventura. En cuanto a estas elecciones, me recordaron a las aventuras gráficas de la malograda Telltale Games, pero aquí no tendremos tantas opciones ni el ominoso mensaje «Este personaje lo recordará». Todo lo que hagamos y digamos tendrá sus consecuencias, a veces fatales y contrarias a lo que queríamos conseguir, por lo que tendremos que pensar detenidamente qué responder. Solo existen dos posibles opciones, sin embargo: Podemos ser crueles o compasivos en nuestras respuestas, según veamos a los Olvidos como simples objetos o como seres vivos con alma.

El diseño de los Olvidos está realizado con mucho mimo y detalle. Cada objeto con el que podemos hablar tiene su propia voz. De hecho, nos cruzaremos con un buen número de ellos en la aventura de Anne, y todos tienen una personalidad definida, como el servicial Pavil, el impetuoso inspector Magnum, el cascarrabias Struct o el buscavidas Quill. Durante nuestro viaje seremos testigos, y en ocasiones parte, de conversaciones sobre la motivación en el trabajo, lo que duele perder a alguien o el significado del compromiso con una causa más grande que uno mismo. Es cierto que sus reacciones dependen en gran medida de las decisiones conversacionales que tomemos, pero cualquiera de ellos demuestra más profundidad y carisma en dos frases que Sam Porter Bridges en sus decenas de horas de reparto. Hubo alguno, cuyo nombre no comento para no entrar más aún en spoilers, que me hizo sentir realmente mal con su reacción aunque hice lo que pude por salvarlo, y otro que no quise destilar solo porque me daba lástima después de conocer su historia.

Como conclusión, cabe indicar que Forgotton Anne es un indie bastante disfrutable durante las seis o siete horas que llevará acabar la partida. Al no poder morir en ningún momento, tampoco se alargará demasiado, pues todo dependerá de las decisiones que elijamos y lo que nos cueste resolver los rompecabezas. La rejugabilidad dependerá, en igual medida, de dichas decisiones y de las ganas que tengamos de ver cómo habría ido la historia de haber tomado el otro camino. También tiene coleccionables, pero aparte del afán completista que pueda tener de cada uno, no influirá en nuestra primera o segunda partida. Quizá pudo tener más acción, más plataformas, o un desarrollo menos lineal, pero este juego ha conseguido dejar un recuerdo que va mejorando con el paso del tiempo, y eso ya es decir mucho.

3+
Share this...
Email this to someone
email
Tweet about this on Twitter
Twitter

Noticias

  • 53
    Hola, hola ociofrikers!! Hoy os voy a hablar de uno de los videojuegos favoritos y que marcaron mi infancia:     "Ponte en los huesos de Sir Daniel Fortesque, un caballero un tanto torpe (y muerto hace mucho tiempo) resucitado por el malvado hechicero Zarok. Decidido a aprovechas esta segunda…
    Tags: que, de, y, a, aventura, historia, juego, juegos

RSS OcioFrik

  • Noche de bodas (Ready or Not) 2019 enero 21, 2020
    Por fin pude ver una película que este año me perdí en el Festival Internacional de Cine Fantastic de Sitges, noche de bodas, una película […]
  • La Furia Del Boxeador Chino (1983) enero 21, 2020
    Hoy dejo una reseña que hace unos años escribí para el blog https://suciotatami.com/ de una peli a la que le tengo mucho cariño, y espero […]
  • Desplumados enero 18, 2020
    Hoy os traemos una gran recomendación de la editorial Venatus uno de esos juegos rápidos, fácil de aprender aptos para cualquier miembro de la familia […]
Sobre Phedurin 4 Artículos
Teleoperador de profesión, jurista y escritor de vocación, pero lector, softófilo, cineseriéfilo y jugador de mesa por afición. La vida con Meeples es más divertida.

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*