10 cosas que hacer ante el apocalipsis (#QuedateEnCasa)

Si hay algo para lo que el friki medio está más que preparado, es para afrontar una pandemia global. Evitar las aglomeraciones (¿centros comerciales?, vamos, tío, ¡son una jodida trampa!), hacerse con provisiones y encerrarse en casa hasta que pase lo peor, son tres elementos clave propios de cualquier película, libro o videojuego en el que un virus letal pretenda acabar con la humanidad.
Y es en lo que nos encontramos ahora mismo, ante una situación en la que podemos (debemos) ser ejemplo de civismo y responsabilidad, sin renunciar por ello a nuestras aficiones favoritas. “Frenar la curva” y “quedarse en casa” son expresiones que estamos leyendo y oyendo en todos los medios y que sabemos que ayudarán a darle tiempo a los verdaderos héroes de la situación: el personal de la Sanidad Pública que nos atiende si caemos enfermos (¡sois los mejores!).
Así que tenemos por delante un mínimo de dos semanas sin salir de casa. Quizá sean más. Un buen puñado de horas encerrados que podemos aprovechar para hacer muchas cosas que nos encantan. ¿Quieres que te propongamos algunas? Pues vamos allá con 10 recomendaciones para quedarse en casa.

1. UN VIDEOJUEGO LARGO. Todos tenemos siempre en mente un título o dos de esos a los que no te has podido poner a jugar porque requieren de mucho tiempo y dedicación. Son por lo general juegos muy conocidos. Todo el mundo habla de ellos. Pero nunca tienes tiempo porque llegas cansado a casa, porque hay que bañar y acostar a los niños, o simplemente porque un partido rápido al FIFA es normalmente suficiente para ti. The Witcher, Last of Us, Jedi Fallen Order, Skyrim, Zelda Breath of the Wild, Red Dead Redemption… Nos ofrecen horas de entretenimiento, y ahora mismo si algo te sobra es tiempo. Un rato cada día y cuando esto pase habrás conseguido terminar al fin ese juego al que siempre habías querido jugar.

2. UN JUEGO DE MESA EN COMPAÑÍA. Tu familia pone cara rara cuando les propones jugar a uno de tus juegos de mesa, y normalmente acabáis echado un parchís rápido (con el pequeño llorando porque ha caído en la casilla de la Muerte otra vez y no gana nunca). Es hora de enseñarles que existe todo un mundo más allá de los tiradados clásicos o de los juegos infantiles del catálogo navideño de El Corte Inglés. Para los más pequeños HABA debe ser tu referencia de base. Tiene una gran cantidad de propuestas fáciles de entender, con diferentes grados de dificultad y adaptados a ellos. Si tienes hijos más mayores, quizá sea el momento de probar con algo menos infantil. Ármate de paciencia, explícales el juego con calma y abundantes ejemplos, y no esperes que el primer día estén inmersos como lo estás tú. Tienes días por delante para que acaben siendo ellos quienes te pidan jugar al Dungeon Universalis de Ludic Dragon Games.

3. UN JUEGO EN SOLITARIO. El Santo Grial de los jugones. No hay novedad que se precie que no anuncie un modo en solitario. Porque saben que es algo que estamos buscando y que les va a asegurar ventas. Luego, por lo general, acaban resultando ser modos de juego con menos gracia que el normal (sea cooperativo o competitivo) y muy pocos juegos pueden decir de sí mismos que funcionan en modo solitario. Yo en mi colección tengo uno: Arkham Horror LCG. Un título que disfrutarás muchísimo jugando en solitario, pero que te exigirá a cambio que le prestes atención. Necesitas poder organizarlo todo bien, jugarlo con calma, y recogerlo correctamente para que en la siguiente partida no te pierdas nada. Pero hemos dicho que tenemos tiempo, ¿no? Prepara una mesa en tu casa, usa una luz tenue y disfruta un rato cada día de alguna de sus campañas.

4. UNA SERIE DE TELEVISIÓN. HBO, Netflix, Amazon, Disney+… ¡Se estrenan tantas series que a veces es imposible ponerse al día! Todos te hablan de esta o de aquella, pero es que necesitarías otra vida para verlas todas. Bueno, pues no sé si otra vida pero ahora tienes tiempo. Elige la que más te llame la atención de la lista de pendientes, y no hace falta que te pegues un atracón. Un par de capítulos al día y al acabar la cuarentena la habrás visto entera. Cada uno tiene sus gustos, y recomendar una así, sin más, sería un atrevimiento… pero en dos semanas tendrás Disney+ activo y querrás ver la última temporada de Clone Wars. Y ya ni siquiera recuerdas si llegaste a ver todos los capítulos. Tienes por delante 6 temporadas de 22 episodios (bueno, la sexta fueron 13), de apenas 20 minutos. 40 horas de soldados clon, droides y algunos de los mejores personajes que nos ha dado Star Wars (Ahsoka Tano, Rex, Cad Bane, Asajj Ventress…). Para cuando llegue Disney+ estás al día y listo para la última temporada.

5. UNO (O VARIOS) LIBROS. El placer de leer. Siempre digo que las historias más alucinantes las encuentras en las páginas de un libro. El problema es que se publican también tantos, hay tantos autores que nos interesan escribiendo fantasía, ciencia ficción, novela histórica, novela negra (géneros que habitualmente gustan más entre “los nuestros”) … Ahora mismo en mi Kindle tengo listo N-Mundos, de Roberto López Herrero, un autor que además tiene en marcha actualmente con un crowdfunding para publicar el juego de rol basado en su novela. Otra rolera a la que me encanta leer es Rocío Vega. Devorarás su Horizonte Rojo antes de haber pasado la primera semana de cuarentena, y después puedes seguir con La Compañía Amable. Tampoco falta nunca Juan Gómez Jurado en mi e-book, que de friki también tiene un rato. De Sanderson tengo ganas de sus Escuadrón y Estelar. Y si no estás leyendo la saga de The Expanse (de la que también puedes ver la serie), no sé a qué estás esperando. También puedes regresar a los clásicos. Si tienes pendiente a Tolkien, a Moorcock o el Conan de Howard, este puede ser el momento.

6. UNA SERIE DE COMICS. Hace tiempo que no abres uno. Has visto todas las películas de Marvel, unas cuantas de DC (sólo las que Twitter dice que son buenas), y recuerdas con cariño la serie de dibujos animados de los X-Men. Antes sí, antes leías comics. Todavía guardas algunos… Bueno, pues siguen publicándose y como cada año hay series buenas, malas y mejores. Yo para estos días me planteo pillar House of X y Power of X, así a lo bestia, que les tenía ganas, pero no encontraba el momento. Si te gusta Star Wars, actualmente sigo las series dedicadas a Kylo Ren (esta tiene cuatro números) y Darth Vader (por el segundo) y me están gustando mucho. También suelo comprar “tochales” (tomos) de esos que aglutinan sagas y arcos argumentales relevantes. Hay tantos en el mercado que recomendarte uno sería un atrevimiento. Batman suele ser siempre un acierto, Linterna Verde tiene unas cuantos arcos argumentales e historias alucinantes. A Marvel le tengo menos pillado el punto, pero seguro que en la red puedes encontrar buenas recomendaciones. Si te sientes con ganas (ojo, que hay que tener estómago) nada mejor para estos días que The Walking Dead.

7. JUEGA A ROL. ¡Pero si el rol se juega con otros jugadores, sentados alrededor de una mesa! Pues no. O sí, pero no sólo así. Hace ya tiempo que existen aplicaciones que nos permiten jugar sentado delante de un ordenador (o tablet, o móvil) conectado a internet. Webs como Roll20, apps como Dungeon20, Discord… En serio, si yo he sido capaz de jugar utilizándolos, tú también puedes. Incluso si no tienes grupo de juego, hay sitios donde puedes buscar partidas. Abre Twitter, por un mensaje diciendo que buscas partida, deja que Twitter haga su magia. (Twitter, haz tu magia, no me dejes en mal lugar). También puedes aprovechar para leer algún manual que tengas pendiente, o para preparar una partida. Coge papel y boli y deja que fluya la imaginación.

8. PINTA MINIATURAS. La temida montaña de plomo (aunque luego sea de plástico y resina) ha crecido demasiado. Es el momento perfecto para rebajarla. Márcate un objetivo, decide qué miniaturas vas a pintar. Quizá sea una banda de algún juego (Necromunda, Infinity, Malifaux…) o un ejército (Warhammer, Star Wars Legion, Warmachine…). Si te sientas todos los días un par horas a darle a los pinceles, acabarás obteniendo muy buenos resultados para cuando acabe la cuarentena. Aprovecha que tienes tiempo y ya de paso mira tutoriales en internet para mejorar tu técnica. Quizá acabes adoptando una buena rutina que puedas mantener cuando todo esto pase.

9. HAZ DEPORTE. Lo que te faltaba por leer. La red está llena de listas de cosas que hacer si te quedas en casa, pero lo último que esperabas es que en el blog de Ociofrik te dijéramos que hagas deporte. Haz deporte. Busca en la red una buena rutina que dure diez, quince o veinte minutos al día y que puedas hacer en tu casa. Hay muchas actividades físicas que puedes hacer en tu propia casa, y el tiempo ya no es una excusa (en realidad tampoco lo era antes). Después de dos o tres semanas vas a ver el cambio. Empezarás siendo incapaz de hacer diez flexiones, y acabarás doblando el número de las que haces. Y quién sabe, quizá acabes incorporando a tu día a día una rutina deportiva.

10. KEEP CALM Y QUE TE CUIDES. No te agobies si nada sale como esperabas. Por muchos planes que hagas, quizá acabes viendo que te falta tiempo, que hay muchas cosas que hacer, que no llegas a todo… No pasa nada. Estamos ante una situación excepcional. Terminará y podremos volver a nuestro ritmo diario. Ahora es momento de hacer un esfuerzo, de quedarnos en casa y ya está. ¿Qué puedes aprovecharlo? Fantástico. ¿Qué no? No pasa nada. Cuando esto termine volveremos a las terrazas, a los campos de fútbol, y a disfrutar de la vida. Cuídate mucho, que es lo importante.

2+
Share this...
Email this to someone
email
Tweet about this on Twitter
Twitter

Noticias

  • 53
    Corren buenos tiempos para los fans de Star Wars. Así de contundente y seguro comienzo esta entrada. No tengo dudas, y las pruebas os las traigo aquí mismo… No descubro nada si digo que el fenómeno Star Wars trascendió más allá de las películas desde el primer momento. Las razones…
    Tags: de, que, y, a, wars, star, clone, fallen, order, miniaturas

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*